in ,

Hablemos de la cosmética ecológica en México

Colaboración de: Montserrat Arras Chávez

Si quieres empezar a cambiar tus hábitos de consumo, estás en el lugar indicado.

¡Hola! ¿Cómo estás? ¿Qué tal vas sobrellevando tu semana? ¿Todo bien?

Espero que así sea. Si no es así, calma, acuérdate que nadie tiene una vida perfecta y que todos traemos broncas encima; absolutamente todos, hasta las Kardashian.

Hoy quiero que nos sentemos a platicar sobre un tema que está en todos los medios, en todas las redes sociales y en boca de todos.  A lo largo de la polémica que ha surgido en estos días debido a la industria de la cosmética, creo que nos ha quedado claro que el mundo ha demandado una solución ante las industrias frente a las problemáticas ambientales que actualmente vivimos, y sin duda muchas han respondido; y como lo hemos venido tratando, el caso de la industria de la cosmética y la belleza no ha sido la excepción. 

Sin embargo, aunque no han actuado ni se han adaptado ante las nuevas peticiones tantas marcas como a nosotros nos gustaría, como en un caso lo es L’Oreal, claramente muchas ya están poniendo su granito de arena.

Desde marcas reconocidas como Marc Jacobs Beauty que se han adaptado con el tiempo a estas nuevas peticiones, hasta marcas nuevas que desde su inicio han tenido esta green line, o mejor dicho esta línea verde/ecológica.

Y así como esta nueva revolución ecológica trae inmensos beneficios, para mucha gente, ha representado un golpe debido a los precios.

Esto se presenta más por un tema de que se necesitan procesos de conservación que requieren de mayor tecnología para evitar hacer uso de químicos dañinos y, por supuesto, hacer uso base de materiales casi cien por orgánicos en su fórmula.

Porque justamente, esta es la propuesta de valor; no venderte productos que tienen una mínima cantidad de materiales orgánicos y que el resto de la fórmula esté diluida entre cientos de químicos dañinos, y venderte un producto casi 100% orgánico que beneficia a tu salud, al medio ambiente y aparte puede brindarte propiedades extras en temas de belleza. 

Es claro que un labial con casi un 100% de material orgánico va a salir más costoso que un labial con 3% de material orgánico y un 97% de químicos.

No obstante, traes entender que en nuestro país no todas las personas pueden costear precios de ciertas marcas ecológicas pero que desean apoyar a esta causa cambiando sus hábitos de consumo, actualmente existen muchas opciones en las que se enseña a las personas a crear su propio maquillaje o productos de belleza con base en materiales 100% orgánicos que pueden conseguir en mercados o abastecimientos locales. Pueden hacer desde jabón, crema corporal, shampoo, labial, rubor, rímel, tinta para ojos, etcétera.

Un ejemplo es bioletah Academia Natural, en donde se imparten cursos de cosmética natural a costos muy accesibles y que ha crecido ampliamente en redes sociales. Esta es una de las infinitas opciones que actualmente existen en nuestro país.

Así mismo, nuevas marcas en la industria de la cosmética mexicana han ganado un constante renombre en el marcado por la calidad y el cuidado de sus materiales, de sus procesos, del mensaje que buscan emitir frente a la concientización ecológica y de sus precios no tan elevados dentro del rango.

Marcas como ‘Ahal’, quien su fundadora al estudiar la formulación cosmética se percató del uso de químicos innecesarios en los productos comerciales. Este hecho la llevó a explorar en ingredientes alternativos de origen natural enfocados en herbolaria y soporte científico. Una línea mexicana de cosmética 100% orgánica y libre de maltrato animal.

Marcas como Xamania Ecoskincare, que está inspirada en las tradiciones de la medicina indígena. Todos sus productos son veganos y vegetarianos, libres de origen animal y químicos tóxicos.

Marcas como Pai Pai, cosméticos 100% mexicanos que fusionan el arte y la belleza en productos naturales.

Marcas como Konê Care 100% mexicana que está dedicada a formular cosméticos naturales de origen vegetal, libres de tóxicos y cruelty-free. 

Y finalmente marcas como Rely, 100% mexicana en donde sus productos están hechos con ingredientes naturales en su estado más puro, no sometidos a procesos de refinamiento, fraccionados o blanqueados. 

Creo que estos son grandes ejemplos que definitivamente nos hace muestran que la industria de la cosmética no debería estar peleada con la ecología. La verdad esto me parece fascinante. Sin duda, considero que mientras más sean las marcas que implementen esta línea verde, cada vez será más la presión de la sociedad frente a las grandes cadenas de la industria de la cosmética y la belleza en el mundo.

Y para nosotros, consumidores que le damos el poder a esas marcas con nuestra compra, si no cambiamos nuestros hábitos de consumo, nada de esto será posible. Que nos quede claro, que nosotros tenemos el poder ante ellos sobre nuestra compra. Decide y concientizate sobre lo que estás comprando

Espero te haya gustado mucho nuestro encuentro. Platícame en los comentarios tu opinión al respecto. 

Te mando un fuerte abrazo (*tosiendo* virtual y con sana distancia) y espero que tú y tus seres queridos se encuentren muy bien. ¡Cuídate mucho! No dejes de lavarte las manos. 

¡Nos vemos en nuestro próximo encuentro!

Written by Cover Redacción